Apple conquista el mundo: Mercado de iOS por países

Escrito por

Según Kantar WorldPanel, una de las principales agencias internacionales de investigación de mercado, durante el último año, la cuota de mercado de iOS ha seguido creciendo en todo el mundo en países como EE.UU., Australia, Reino Unido, Alemania, Francia, Italia y China rural, aunque en todas estas, Android sigue poseyendo un mayor porcentaje del mercado. En los únicos lugares donde iOS ha disminuido han sido Japón y España.

En un mercado tan exigente como el estadounidense, el sistema operativo de Google perdió una cuota de mercado del 1,8%, mientras que iOS ganó casi un 3%. Sí se observa que en Europa, tres de cada cuatro smartphones utilizan el sistema operativo Android con una cuota del 73,4% frente al 22,7% de iOS, pero el sistema operativo de Apple crece más rápido. En China a nivel mundial Android alcanzó la cifra del 83,2% al subir casi diez puntos durante este periodo.

Independientemente de los datos actuales, a Kantar le gusta predecir tendencias futuras y la última ha sido bastante sorprendente. Después de la buena acogida del Nokia 3310 en el MWC 2017, señalan que Nokia regresa a Europa por la puerta grande de la mano de Android, e incluso llegaría a superar a Huawei gracias a la buena imagen de marca que los usuarios conservan de ellos después de años ofreciendo productos que combinan buenos precios, gran calidad y una gran experiencia para el usuario.

Los últimos datos sobre uso de sistema operativo móviles de Kantar Worldpanel ComTech revelan que iOS aumentó su cuota de mercado en 0,7 puntos porcentuales en Europa durante los tres últimos meses del 17, hasta el 24,8%, en los cinco principales mercados europeos, a pesar de que la cuota de mercado cayó en 2,4 puntos porcentuales en un país tan importante como Reino Unido.  Los buenos resultados en España y Alemania, donde iOS se acerca a la cuarta parte del mercado, también se repitieron en la China urbana, Japón y Australia gracias al rendimiento de los tres teléfonos móviles más nuevos de Apple.

La cuota de mercado de iPhone se combina con una fidelidad que roza el 96%

El buque insignia de Apple, el iPhone X, se ha situado entre los tres dispositivos más vendidos durante los últimos meses tanto en Europa como en las principales capitales China, Japón, Australia y Estados Unidos. La fidelidad de iOS alcanzó un nuevo máximo del 96% en Estados Unidos, aunque su cuota de ventas cayó 0,5 puntos porcentuales hasta el 43,9% en este país.

A pesar de los buenos resultados de iOS en la mayoría de los mercados, las mermas en Android se han visto en cierta medida amortiguadas por la casi completa desaparición de Windows, cuya cuota se sitúa ahora por debajo del 1% en todos los mercados excepto Italia.

Dominic Sunnebo, Director Global de Kantar Worldpanel ComTech comenta: “Los resultados completos del último trimestre del año muestran que la decisión de Apple de lanzar tres nuevos teléfonos móviles en un período escalonado, incluyendo el iPhone X de ultra alta gama, ha sido acertada.  Con la actual estructura de lanzamiento de Apple, siempre se esperaría que el modelo insignia fuera el dispositivo más vendido en los principales mercados desarrollados, pero con el precio tan elevado del iPhone X, el poder de adquisición de los posibles clientes se ha vuelto un factor realista.  Dado que en diciembre el iPhone X se situó entre los tres dispositivos más vendidos en todas las regiones clave, especialmente en la China urbana, donde fue el modelo de mayor venta, la estrategia de precios parece haber sido reivindicada“.

Con toda la atención centrada en Apple, es fácil pasar por alto el rendimiento de Samsung en el último trimestre de 2017.  En Europa, Samsung ha tenido un comportamiento muy positivo, con un crecimiento de cuota de ventas de sus smartphones de 2,2 puntos porcentuales hasta el 31,3%, por delante no sólo de Apple, sino también de Huawei, que ha disfrutado de un prolongado periodo de crecimiento. En España, la marca local BQ está empezando a sufrir como resultado del lanzamiento oficial de Xiaomi, con un déficit de la cuota de mercado de 3,8 puntos porcentuales, hasta el 8,5% en los tres meses anteriores a diciembre“.

En EE.UU., el mercado de terminales sigue dominado por Samsung y Apple, que alcanzaron una cuota combinada del 70,8% en los últimos tres meses del año.  Sin embargo, Motorola y Google han logrado hacer algunas incursiones, con una variación de 0,5 puntos porcentuales y 1,0 puntos porcentuales, respectivamente, al 5,6% y 2,8%.

A pesar del valor de la marca y sus revolucionarios inicios, iPhone es hoy uno de los dispositivos menos innovadores

Cuando Steve Jobs subió al escenario y presentó el primer iPhone, la sorpresa no fue tan grande como el verdadero valor que adoptaría el producto a día de hoy. Hace tiempo que se sabía que Apple iba a lanzar su propio teléfono. Entonces había un alto grado de expectativa, entre otras cosas porque la fiebre por la telefonía móvil ya había comenzado y Apple era un referente en tecnología.

De hecho, habían puesto un pie en el sector al aliarse con Motorola para desplegar iTunes en un teléfono. Un experimento que resultó un completo desastre. En aquella época los móviles que muchos querían tener eran los de Nokia de gama superior. Especialmente el Nokia N95, que se presentó en septiembre de 2006 y llegó al mercado en marzo de 2007.

Nokia, marca revolucionaria en muchos sentidos, como lo han demostrado sus cámaras avanzadas, durante los últimos años ha contado con un gran inconveniente: su sistema operativo Symbian estaba a años luz de lo que terminó siendo iOS, la piedra angular de los teléfonos y tabletas de Apple.

Cuando el primer iPhone llegó al mercado, producía una multitud de opiniones enfrentadas. Especialmente por su precio y la ausencia de teclado. Pero el teléfono abrió una puerta a un mundo que ni siquiera podíamos imaginar en 2007: el de la omnipresencia de los smartphones.

Quizás ni siquiera Apple sospechaba que el iPhone acabaría siendo el rayo de luz que guiaría al resto del sector, aunque en los últimos años, siendo un producto clave, ya no es punto de referencia como lo era hace varias generaciones.

Entre otras cosas porque Samsung, después de pasar años inspirándose abiertamente en Apple, finalmente logró ir un paso por delante de la compañía de Cupertino en muchos sentidos. Algo que se vio con el lanzamiento de los teléfonos de más de 4,5 pulgadas e incluso la gama Note de Samsung Galaxy que llegó casi un lustro antes de que iPhone se atreviera a adoptar estas dimensiones.

Uno de los pilares del iPhone desde el principio fue su sistema operativo: iOS

En cualquier caso, el iPhone ha transformado las vidas de aquellos que nunca habían tenido uno. Sobre todo, para lograr la implementación del primer sistema operativo móvil que funcionó de una forma tan sencilla. Además de hacerlo exclusivo, como lo hicieron con el sistema operativo del Mac en los ordenadores, para que ningún otro teléfono pudiera usarlo.

Android no tardó mucho tiempo en estar a la altura de iOS e incluso adelantarle aportando tecnologías mucho más innovadoras. Pero desde el primer momento la batalla entre Apple y Google fue feroz. Casi nadie usa ya su teléfono para llamar desde que iPhone desató el uso masivo de aplicaciones. De hecho, la llegada del App Store en 2008 es probablemente uno de los grandes hitos tecnológicos de la última década.

No hace mucho tiempo, Blackberry OS era el smartphone de los ejecutivos y usuarios más exigentes, mientras que el resto del ecosistema de smartphones vivía con el ya mencionado Symbian. Pero todo ha cambiado en tan poco tiempo que casi parece un sueño. Estamos en un momento en el que iOS y Android luchan frente a frente y la cuota de mercado de otros sistemas operativos es totalmente marginal.

Android proporciona libertad en la rigidez de iOS, lo que a su vez garantiza estabilidad, seguridad y actualizaciones que cubren la gran mayoría de la gama de dispositivos iOS. Aunque la batalla está servida y el precio es una gran diferencia frente a muchos de los dispositivos Android, la realidad es que sus datos siguen creciendo.

No hay comentarios

Leave Your Comment