App nativa vs app híbrda ¿cuál es la mejor para tu compañía?

Escrito por

El mundo de la tecnología avanza a pasos agigantados y lo que hasta ahora parecía una locura futurista como llevar relojes inteligentes, controlar los aparatos con nuestro teléfono o que incluso los electrodomésticos incluyan una tableta integrada, se están convirtiendo en toda una realidad.

¿De qué sirve toda esa potencia sin un software que sepa sacarle partido? Para ello, los desarrolladores ponen todo su esfuerzo en la creación de aplicaciones con las que podamos realizar nuestras tareas más comunes o aprovechar todas las prestaciones de nuestros dispositivos. Y una vez con la idea de la aplicación en la cabeza, se les presenta un dilema: ¿aplicación nativa o aplicación híbrida?

En este artículo te explicamos en qué consiste cada método y cuáles son sus ventajas y desventajas.

App Híbrida y App Nativa ¿En qué consiste cada una?

Si dejamos de lado las Aplicaciones Web, Apps Híbridas y Apps Nativas son los dos grupos más utilizados en términos de desarrollo de aplicaciones móviles.

Las aplicaciones nativas, en principio, se desarrollan utilizando un lenguaje específico para cada plataforma, por ejemplo Java y Kotlin en Android, Objective-C y Swift en iOS o C# y Visual Basic en Windows. Esto nos permite acceder a las APIs (Application Programming Interface) disponibles y debería ofrecernos un mejor rendimiento.

Por otro lado, tenemos aplicaciones híbridas, que se desarrollan utilizando tecnologías web como HTML, JavaScript (no confundir con Java) y CSS, y que normalmente se ejecutarán en el navegador nativo del sistema, por lo que, aunque dependerá del framework utilizado, no se podrá acceder a muchas funcionalidades del hardware del dispositivo ni a las librerías del sistema, aunque esta limitación es cada vez más obsoleta gracias a Cordova y otras tecnologías.

¿Qué es mejor: app híbrida o app nativa?

Puede parecer que las aplicaciones nativas tienen más ventajas, pero lo cierto es que dependiendo del tipo de aplicación que vayamos a desarrollar, podemos estar de acuerdo en utilizar uno u otro método, y podemos ver sus ventajas y desventajas si observamos los siguientes aspectos:

Interfaz de usuario: Punto para la app nativa

El diseño es uno de los aspectos más importantes de las aplicaciones, ya que, después de todo, es el principal elemento con el que el usuario interactúa. Cada plataforma tiene sus propias guías de diseño, por ejemplo Material Design en Android. Si queremos seguir las líneas de diseño que ofrece cada plataforma, quizás la mejor idea sea crear aplicaciones nativas, porque podemos adaptarlas al diseño gracias al SDK proporcionado.

En cambio, las aplicaciones híbridas toman unas líneas de diseño concretas, no las específicas de ambos sistemas operativos, lo que puede resultar buena idea, siempre y cuando la aplicación esté bien realizada.

Reutilización del código. Punto para la app híbrida

En este caso, las aplicaciones híbridas son las ganadoras. Mientras que con las apps nativas debemos usar los lenguajes específicos de cada plataforma, con las apps híbridas podemos escribir el código una sola vez, y ejecutarlo en todos los sistemas operativos en los que queramos lanzar nuestra aplicación.

Esta puede parecer una muy buena opción, pero hay que tener en cuenta las tecnologías que utiliza cada plataforma, ya que tal vez el lenguaje con el que desarrollamos nuestra aplicación, no sea compatible con algunos de los navegadores incluidos en los sistemas operativos, teniendo que volver a desarrollar la aplicación para que pueda ser utilizada en todas las plataformas.

Rendimiento: Punto para ambas

Por muy bueno que sea el procesador de tu dispositivo y por mucha que sea la cantidad de RAM de la que disponga, si una aplicación no está optimizada, no funcionará del todo bien. Hasta hace poco, podíamos afirmar que las aplicaciones nativas parecían lograr un mayor rendimiento, esto se debe a que se ejecutan a un nivel más bajo que los híbridos, que necesitan ser ejecutadas a través de tecnologías web. Esto ya no es así, pues la tecnología que posibilita las apps híbridas ha evolucionado tanto como para equipararse al rendimiento de una app nativa.

Como dijimos anteriormente, los desarrolladores que crean una aplicación nativa, pueden acceder a recursos de hardware y APIs. Las apps híbridas también, lo que se traduce en una máxima similitud en cuanto a características y rendimiento.

Coste de desarrollo: Punto para app híbrida

Tanto si somos una empresa como si simplemente creamos aplicaciones por hobby, tenemos que tener en cuenta el coste de la aplicación que vamos a desarrollar, no sólo en cuanto al dinero, sino por tiempo y conocimiento demandado en su creación.

No es lo mismo crear una aplicación nativa para cada plataforma en la que necesitemos conocer los diferentes lenguajes de programación, que crear una única aplicación utilizando tecnologías web y que pueda ser utilizada en diferentes sistemas operativos al mismo tiempo.

En resumen: podríamos decir que cada método satisface las necesidades en función del tipo de aplicación que queramos desarrollar, y para saber qué es más conveniente, podríamos considerar los factores anteriores.

Entonces App Híbrida o App Nativa ¿con cuál me quedo?

Si tienes en mente hacer crecer tu aplicación o crear un modelo de negocio alrededor de ella, quizás debas apostar por una nativa. Si la aplicación es un complemento o una herramienta de comunicación puede convenir más disponer de una app híbrida ¿Necesitas acceso a funciones de hardware especiales como GPS, NFC, sensores, etc.? ¿Necesitas tu aplicación para conseguir el máximo rendimiento o es una aplicación sencilla?

Hay muchos más factores a tener en cuenta a la hora de desarrollar una aplicación. Los anteriores son los principales sobre los que debes detenerte para elegir entre app híbrida o app nativa.

No hay comentarios

Leave Your Comment